Misiones

Ayudar a la niñez indígena marginada, no es una moda ni es “llamarada de petate”, sino un deber de ciudadanos; es una manera de impulsar del desarrollo en los pueblos marginados para evitar que emigren y abandonen su tierra y su familia.

Faltan palabras para describir el dolor que este gran número de niñas viven aquí, de igual manera no podemos decir mucho, es tema delicado; sin embargo, hemos puesto todo lo que está en nuestras manos para poder hacer más feliz la vida de niñas de diferentes edades en esta casa hogar, rogamos más apoyo a esta obra por favor.